¿Quieres mejorar el aspecto de tu nariz sin cirugía? Si es así, la rinomodelación con ácido hialurónico puede ser una buena opción para ti. Este procedimiento ayuda a mejorar la forma y el tamaño de tu nariz, así como su simetría. 

Aquí tienes todos los detalles que necesitas saber sobre la rinomodelación con ácido hialurónico.

¿Qué es la rinomodelación? 

La rinomodelación es un tipo de remodelación nasal que puede realizarse con técnicas no quirúrgicas y mínimamente invasivas. Este tratamiento de medicina estética puede utilizarse para dar a la nariz un aspecto natural y estético, rellenando las zonas que puedan carecer de volumen. 

La rinomodelación suele realizarse con rellenos de ácido hialurónico, que es una sustancia que se produce de forma natural en el cuerpo. Este tipo de relleno es seguro y no provoca ninguna reacción adversa. 

Los resultados estéticos de la rinomodelación pueden durar varios meses, y el procedimiento puede repetirse según sea necesario para mantener los resultados deseados.

También puedes conocer todo sobre el Aumento de labios

¿En qué consiste el tratamiento de rinomodelación? 

El procedimiento de rinomodelación consiste en inyectar ácido hialurónico en zonas específicas de la nariz para elevar la punta nasal, aumentar el ángulo nasolabial y frontal para ocultar la prominencia de los huesos de la nariz.

La rinomodelación con ácido hialurónico es una alternativa mínimamente invasiva que puede proporcionar excelentes resultados con un tiempo de recuperación mínimo. Este tratamiento es ideal para quienes no quieren someterse a una intervención quirúrgica o no son candidatos adecuados para la cirugía. 

La rinomodelación con ácido hialurónico puede conseguir una nariz armoniosa sin necesidad de cirugía, y no deja marcas ni cicatrices. Esto hace que sea una opción ideal para quienes quieren mejorar su aspecto sin someterse a una intervención importante. 

Rinomodelación antes y después 

rinomodelación-con-ácido-hialurónico-1
Rinomodelación antes y después
Rinomodelación antes y después
Rinomodelación antes y después

Diferencias entre rinomodelación y rinoplastia

Tanto la rinomodelación como la rinoplastia son procedimientos utilizados para mejorar el aspecto de la nariz. La principal diferencia entre ambos es que la rinomodelación es un proceso de estilización que no implica cirugía, mientras que la rinoplastia es un procedimiento quirúrgico. 

La rinoplastia puede utilizarse para corregir diversas deformidades nasales, incluidas las congénitas o las que se han desarrollado debido a una lesión. También puede utilizarse para cambiar el tamaño o la forma de la nariz con fines estéticos. 

La rinomodelación, en cambio, suele utilizarse sólo con fines cosméticos. En este procedimiento se intenta moldear alguna deformidad o protuberancia de la nariz para que esté en armonía con el resto de la cara. Al no implicar cirugía, la rinomodelación suele tener menos complicaciones que la rinoplastia.

Ventajas 

La rinomodelación con ácido hialurónico tiene muchas ventajas. Es un tratamiento seguro y rápido, mínimamente invasivo. La recuperación es inmediata, y se puede conseguir una nariz armoniosa sin necesidad de cirugía. 

Además, no deja marcas ni cicatrices. Esto hace que sea una opción de tratamiento ideal para quienes buscan mejorar el aspecto de su nariz sin someterse a una cirugía y tiempo de inactividad. 

Si estás pensando en un tratamiento de rinomodelación sin cirugía, estaremos encantados de consultarte. Nuestro equipo de médicos y cirujanos estéticos tienen años de experiencia en este procedimiento y pueden ayudarte a decidir si es la opción adecuada para ti. 

Ponte en contacto con nosotros hoy mismo para reservar una consulta y saber más sobre cómo nuestros tratamientos mejoran tu aspecto sin cirugía.

Deja un comentario